Omega-3 durante el embarazo y problemas de conducta infantil

 
 
 

Los problemas psicosociales más comunes en los niños incluyen trastornos asociados con las emociones (p. ej.: tristeza, ansiedad, depresión, ira), el comportamiento (p. ej.: relaciones alteradas con amigos y familia, agresividad), trastornos asociados con factores psicológicos (p. ej.: dolor abdominal, alteraciones de alimentación o sueño) y rendimiento mental (p. ej.: rendimiento escolar pobre). Estos trastornos pueden estar causados por diversos factores y para evaluarlos y tratarlos, si es necesario, debemos consultar a un profesional de la salud.

Un grupo de investigadores de Amsterdam (Holanda) estudiaron la asociación entre el nivel plasmático maternal de ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga durante el embarazo y el riesgo de problemas de conducta en niños de cinco años de edad (el comportamiento infantil fue calificado por sus madres y profesores). Hallaron que las concentraciones mayores de ácido docosahexaenoico (DHA), un ácido graso omega-3, disminuían el riesgo infantil de síntomas emocionales. También observaron que los niveles menores de ácido eicosapentaenoico (EPA), otro ácido graso omega-3, y un mayor nivel de omega-6 (un grupo de ácidos grasos de otra “familia”) tendían a incrementar el riesgo de síntomas emocionales y el riesgo de problemas de hiperactividad y desatención.

Estos resultados subrayan la importancia en los resultados conductuales infantiles a largo plazo de un suministro adecuado y equilibrado de ácidos grasos en las mujeres embarazadas.

 

Referencias:

 
 

Retrasando el envejecimiento de los ovarios

Se ha observado que altas cantidades de ácidos grasos poliinsaturados omega-3 amplían el tiempo de vida reproductivo en modelos animales. En las mujeres con peso normal (aunque no [...]