El DHA proporciona protección a la visión, actuando como una vacuna

 
 
 

El precondicionamiento es la capacidad que tienen las células, tejidos y órganos de protegerse a sí mismos frente a un estímulo letal, que ha sido adquirida previamente a través de la exposición a un estímulo subletal. El DHA y sus derivados, los docosanoides, son necesarios para hacer posible el precondicionamiento de las células pigmentarias y fotorreceptoras en la retina (los fotorreceptores son las células que inician el proceso de la visión; absorben y convierten la luz en señales eléctricas que se envían a otras células en la retina y finalmente a través del nervio óptico hacia el cerebro, donde son procesadas hasta las imágenes que vemos).

El precondicionamiento protector de estas células es crucial. La capa de células pigmentarias de la retina tiene múltiples funciones de gran importancia para la visión que incluyen funciones físicas, ópticas, metabólicas/bioquímicas y de transporte; y ayuda a mantener un entorno óptimo para la función de las células fotorreceptoras. Por ejemplo, el epitelio pigmentario de la retina es importante en la regeneración de pigmentos visuales que han sido alterados por la absorción de la luz.

El DHA y sus derivados son no solo son importantes, sino necesarios para este tipo de protección de las células pigmentarias de la retina y fotorreceptoras.

Bibliografía:

Knott EJ, Gordon WC, Jun B, et al. Retinal Pigment Epithelium and Photoreceptor Preconditioning Protection Requires Docosanoid Signaling. Cell Mol Neurobiol. 2017 Nov 24. [Epub ahead of print] https://link.springer.com/article/10.1007%2Fs10571-017-0565-2

Retinal Pigment Epithelium [Internet]. Science Direct, Elsevier B.V., 2017. Disponible en: https://www.sciencedirect.com/topics/neuroscience/retinal-pigment-epithelium

 
 

Siento mis ojos secos

El síndrome del ojo seco tiene muchas causas: ocurre como parte del proceso natural de envejecimiento, como efecto secundario de algunas medicaciones o por un entorno laboral seco [...]